Después de haber escuchado por muchos años los himnos rock de Soda Stereo y ser testigos de su historia desde una versión bastante dominada por Gustavo Cerati, el bajista y fundador de la banda Zeta Bosio nos cuenta todo desde su perspectiva.

“Mirá que a partir de ahora cambia todo. Tu relación con la gente va a ser distinta y no vas a poder decir siempre lo que pensás. Vas a tener que medir el efecto que eso produce.”, son palabras que Zeta recuerda que le fueron dichas justo antes del boom que significo Soda Stereo para el rock argentino. Treinta años después, Zeta decide no seguir para nada este consejo y contarnos lo que fue Soda, desde su amistad con Charly y Gustavo, el viaje hacia la fama, peleas, reconciliaciones y más.

“Yo conozco ese lugar” es el nombre del libro que promete ser bastante honesto, además de contarnos algunos secretos oscuros del trío mítico. Se espera que la autobiografía esté a la venta al público durante abril de éste año.

 

“Mirá que a partir de ahora cambia todo. Tu relación con la gente va a ser distinta y no vas a poder decir siempre lo que pensás. Vas a tener que medir el efecto que eso produce.” Zeta Bosio recibió este consejo poco antes del estallido Soda Stereo. Treinta años después, el fundador y bajista del grupo recuerda en sus memorias cómo fue estar permanentemente en el ojo de la tormenta. Su amistad con Gustavo Cerati y Charly Alberti, los distanciamientos y las reconciliaciones, los orígenes y el final de una maquinaria sonora y estética que marcó a varias generaciones, relatado como nunca antes. A mediados de los años 80, Soda Stereo estrenó el pasaporte del pop argentino de masas y lo hizo viajar a lo largo y a lo ancho de Latinoamérica. Grandes canciones, imagen de época y una voracidad artística constante por generar cambios fueron algunos de los elementos que derivaron en un éxito continental sin precedentes. Yo conozco ese lugar recorre la trajinada vida de su autor, al mismo tiempo que revela la intimidad del grupo y sus secretos de convivencia con una honestidad tan admirable como sorprendente. #autobiografía #zetabosio

Una foto publicada por Zeta Bosio (@zbosio) el